Mercado

El coronavirus acaba con el Salón del Automóvil de Ginebra

La prohibición del Gobierno federal suizo de celebrar eventos con más de 1.000 personas impacta de lleno en la feria automovilística

Presentación del Seat el-Born en el Salón del Automóvil de Ginebra

Presentación del Seat el-Born en el Salón del Automóvil de Ginebra

Toni Fuentes

28.02.2020 11:38h

4 min

Cuando faltaban solo tres días para que abriera sus puertas, el Salón del Automóvil de Ginebra se ha visto fulmnado por el coronavirus. El Gobierno federal suizo ha ordenado la prohibición de celebrar acontecimientos con más de 1.000 personas con efectos inmediatos, lo que supone la cancelación del Salón del Automóvil de Ginebra justo cuando iba a celebrar su edición número 90. La organización ha informado de la cancelación en una rueda de prensa emitida en directo en Youtube.

"El Consejo Federal es consciente de que esta medida tendrá un impacto significativo en la vida pública en Suiza. Sin embargo, se espera que la medida brinde protección efectiva a las personas en Suiza y a la salud pública. Debe prevenir o retrasar la propagación de la enfermedad en Suiza, reduciendo así su impulso", ha indicado el Gobierno federal después de una reunión extraordinaria este viernes.

La medida más extrema en Europa

De hecho, se trata de la medida preventiva más extrema tomada hasta ahora por un Gobierno europeo a pesar de que Suiza no destaca entre los países con más casos de infectados por el virus COVID-19. 

"En vista de la situación actual y la propagación del coronavirus, el Consejo Federal clasificó la situación en Suiza como "especial" en términos de la Ley de Epidemias. Se prohibirán los eventos a gran escala que involucren a más de 1000 personas. La prohibición entra en vigencia de inmediato y se aplicará al menos hasta el 15 de marzo", indica el Departamento de Interior en un comunicado. Curiosamente, el 15 de marzo es la fecha del último día en que tenía previsto abrir sus puertas el Salón de Ginebra.

Hasta ahora, los organizadores del Salón del Automóvil de Ginebra habían indicado que estaban a la espera de las indicaciones sanitarias del Gobierno y del cantón para tomar decisiones, aunque mantenían el evento. 

Evaluación del impacto financiero

La organización del salón atribuyó la cancelación a la "orden judicial del Consejo Federal" a tan solo tres días de la apertura de la exposición a los medios. "Los organizadores aceptan esta decisión. Lamentamos esta situación, pero la salud de todos los participantes es nuestra principal prioridad y la de nuestros expositores. Este es un caso de fuerza mayor y una pérdida tremenda para los fabricantes que han invertido masivamente en su presencia en Ginebra". "Sin embargo, estamos convencidos de que entenderán esta decisión", dijo Maurice Turrettini, presidente de la Junta de la Fundación. 

Unos días antes de la inauguración del evento, la construcción de los stands estaba "casi terminada", según un comunicado de los organizadores, que advierten de que hace una semana, durante las conferencias de prensa que anunciaron la edición 2020, "no había nada que sugiriera que tal medida fuera necesaria". "La situación cambió con la aparición de los primeros casos confirmados de coronavirus en Suiza y la orden judicial del Consejo Federal", añaden.

La organización anuncia que ahora se tendrán que llevar a cabo los trabajos para desmontar los estands y reconoce que "las consecuencias financieras para todos los involucrados en el evento son significativas y deberán evaluarse en las próximas semanas". Sin embargo, en la rueda de prensa porterior al anuncio, los organizadores han rechazado el pago de compensaciones a los expositores alegando que la cancelación es por "fuerza mayor". De momento, ha anunciado el reembolso de los importes de las entradas al salón. 

Dos cancelaciones en febrero

La cancelación supone un nuevo golpe financiero para algunas marcas como Seat que ya sufrieron la cancelación del Mobile World Congress de Barcelona. En unas semanas han visto cómo la inversión para montar los estands y mantener la presencia en los dos eventos ha sido desperdiciada. 

Aunque algunas marcas habían manifestado que iban a reducir el envío de personal al Salón de Ginebra para reducir el riesgo de contagio, todos los fabricantes automovilísticos previstos en el evento mantenían su presencia en el mismo. 

El Salón del Automóvil de Ginebra esperaba una asistencia de unos 600.000 visitantes durante los días de apertura al público (del 5 al 15 de marzo) y de miles de periodistas y directivos en las jornadas previas de presentaciones para la prensa, que comenzaban este lunes y se alargaban hasta el miércoles. 

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.