Eventos

Los equipos de F1 esconden su potencial en Montmeló

El jefe de la Fórmula 1 acude a una cumbre en el circuito para analizar el riesgo de cancelación de grandes premios por coronavirus

Max Verstappen en el circuito de Montmeló / EFE / ALEJANDRO GARCíA

Max Verstappen en el circuito de Montmeló / EFE / ALEJANDRO GARCíA

María Morales Rodrigo

28.02.2020 23:12h

5 min

El último día de los tests de pretemporada de la Fórmula 1 en el Circuit de Barcelona-Catalunya, en Montmeló, ha dado mucho de sí. Los equipos lo han aprovechado al máximo, pues hemos visto gran actividad en pista durante toda la jornada, que es analizada por el equipo de Técnica Fórmula 1 en el podcast y en la web Coche Global.

Conclusiones antes de las primeras carreras

Si hay que extraer conclusiones de lo que hemos visto hoy, y de lo que hemos visto en días anteriores, sólo podemos decir “nada”. Hemos visto mucho trabajo, muchos tiempos, mejorías de equipos, sorpresas de otros, pero, sobre todo, hemos visto que los equipos están escondiendo sus cartas y sólo conoceremos la realidad en Australia. Los casos de Red Bull y de McLaren han sido los más evidentes, descarados podríamos decir.

Hablando del Gran Premio de Australia, hoy hemos visto también a Chasey Carey, presidente de la FOM, que ha estado en el el Circuit, para mantener una reunión de urgencia con los equipos sobre los efectos del coronavirus. Tampoco aquí hay ninguna certeza, al parecer, tan sólo “reaccionarán”.

Nadie quiere, y menos ellos, dadas las pérdidas millonarias que sufrirían, que el GP se suspenda, así que no se tomará una decisión hasta que no sea indispensable. De momento, al contrario que el Salón del Automóvil de Ginebra, que se ha suspendido, los 3 primeros Grandes Premios de la temporada siguen según lo previsto.

Trabajo constante

Volviendo al trabajo en la pista, el día ha dado para todo. En Red Bull, Albon llevaba sensores en el coche al salir, pero Hamilton, encargado de la sesión matinal en Mercedes, comenzaba directamente en tanda. Seguro que quería recuperar el tiempo perdido de ayer, cuando, debido a un fallo de motor, tan sólo pudo estar 20 minutos en pista.

Los equipos estaban decididos a realizar tandas de rendimiento justo antes del mediodía, las mejores horas, así que hoy era el día perfecto para compararlos en igualdad de condiciones.En las primeras horas de la mañana, la mayor parte de los equipos han estado haciendo tandas de unas 8 vueltas, probando y cambiando configuraciones de setup en los coches.

En el ecuador de la mañana todos los pilotos (salvo Hamilton) simulaban clasificación, así que llegaba el momento de las comparaciones entre equipos. Durante las horas centrales del día, en efecto, el Circuit se ha convertido en una fiesta de simulaciones de clasificación.

Aunque finalmente, como cada año (¡¡¡y eso no puede gustarnos más!!!) los mejores tiempos se ven a última hora de la tarde del último día, una vez concluidas las simulaciones de carrera. Es como si equipos y pilotos pensaran “bien, hemos concluido con el trabajo programado, ahora toca divertirse y correr”.

Verstappen, el más rápido

Los últimos momentos de la sesión de la mañana los equipos habían preferido preparar las configuraciones de cara a las simulaciones de carrera que harían por la tarde. En el caso de Grosjean con el Hass la han realizado por la mañana, aunque no la han llegado a terminar.

Ya en la sesión de la tarde, los equipos volvían rápidamente al trabajo. En el caso de Ferrari, han comenzado directamente la simulación de carrera, completa, desde la formación en parrilla, incluida vuelta de formación, salida y toda la carrera.

Al igual que ayer, Mercedes ha tardado en poner en pista su coche. Hoy Bottas, encargado de la sesión vespertina, ha empezado su trabajo en pista a las 14:40, 40 minutos después de que se mostrara la bandera verde.

Pasadas las dos horas desde el inicio de esta última sesión vespertina de tests, Leclerc concluía su simulación de carrera. Mientras, Verstappen se dedicaba a bajar sus cronos con el neumático C3. Y Bottas hacía lo mismo, logrando bajar hata un 1’16”196, con los C5, que se convierte en el mejor tiempo del día, pero no del invierno, pues no ha llegado a superar su propio 1’15”732 de la semana pasada.

Distancia entre los tiempos

Viendo las simulaciones de clasificación de hoy, Ferrari no está tan lejos: tan sólo 164 milésimas los separan de Mercedes. Esta mañana, por otra parte, Leclerc fue capaz de mantenerse por delante de Hamilton, en 5 milésimas, pero por delante.

Y Red Bull no les va mucho a la zaga: los de la bebida energética, que en palabras de Horner y Verstappen “aspiran a todo esta temporada” han marcado un tiempo tan sólo 73 milésimas más lento que el de Bottas… eso sí, con un compuesto un punto más duro.

Tirmpo en el último de los test de F1 en Montmeló

En los tiempos por sectores (y en las cámaras) se aprecia que Verstappen podía haber sacado más, pues levanta en último sector… si Ferrari declaraba hoy que no esconde nada, los austríacos está claro que se están escondiendo.

También Carlos Sainz, cuando calzaba los C4, ha levantado claramente en el último sector de su mejor vuelta. Los de Woking llevan toda la pretemporada declarando que el coche no es tan competitivo como deseaban, pero está claro que están escondiendo algo para Australia.

Hay que cruzar los dedos

Así que los datos con los que contamos hoy nos sirven para hacer muchas comparaciones, pero no dejan de ser muy subjetivos, pues está claro que nadie quiere mostrar todo lo que tiene a sus rivales. En cuanto a las simulaciones de carrera, Leclerc ha conseguido una media de 1:21.828, lo que lo equipara a la mejor simulación de Bottas de la semana pasada. 

Por detrás se queda el McLaren, con Sainz al volante, pero es tan sólo 0,9s más lento que Leclerc y, por el contrario, 1 décima más rápido que el Racing Point y 2 décimas más rápido que el Hass. Ojalá lo que hemos visto hoy se parezca a la realidad… y disfrutemos de una temporada muy reñida entre los equipos, no sólo en la parte alta de la tabla, sino también en la parte media.

Ahora sólo toca cruzar los dedos y pedir para el virus que tiene al mundo en jaque remita y podamos disfrutar, como tiene que ser, del Gran Circo, desde la primera hasta la última carrera.

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.