Tendencias

El taxi volador autónomo de la Uber vasca

El centro tecnológico Tecnalia presenta un aerotaxi que puede volar hasta 190 km/h

Aerotaxi desarrollado por el centro tecnológico vasco Tecnalia

Aerotaxi desarrollado por el centro tecnológico vasco Tecnalia

Pilar Aragón

15.07.2019 22:37h

3 min

La empresa tecnológica y de movilidad norteamericana Uber acaba de poner en marcha un servicio de taxi aéreo, de momento, con helicópteros convencionales a la espera de que tenga listos sus 'Ubercópteros', unos nuevos vehículos aéreos inspirados en los drones. Pero Uber no es la única empresa que trabaja en un modelo de taxi volador. La Uber vasca ha presentado un prototipo del primer aerotaxi autónomo 'made in Spain'. 

Tiene una apariencia de una cápsula sujetada por varios drones de gran tamaño interconectados. El equipo de ingenieros que han trabajado en su desarrollo en los últimos meses en los laboratorios de Tecnalia en el País Vasco posaban orgullosos del trabajo realizado con un vuelo de demostración. 

El prototipo de vehículo volador está diseñado para realizar de forma autónoma trayectos cortos en desplazamientos dentro de las ciudades para transportar de una a cuatro personas o cargas de hasta 150 kilogramos. Cuenta con capacidad para 'volar' a una velocidad de unos 90 kilómetros por hora, que podría elevarse hasta los 190 kilómetros por hora, a una altura de entre 100 y 300 metros, en función de lo que estipule la legislación correspondiente.

El primer 'aerotaxi' autónomo 'made in Spain' ha sido presentado por el subdirector general de Mercado de Tecnalia, Agustín Sáenz, y los investigadores responsables del proyecto, Joseba Lasa e Iñaki Iglesias. El directivo de Tecnalia asegura que se trata de "un hito" en el campo de la movilidad aérea urbana, que posiciona al centro tecnológico vasco como "pionero en Europa, junto a Alemania, y como un referente a nivel mundial".

Aterrizaje en un parking

El 'aerotaxi' de Tecnalia está compuesto por una cabina aerodinámica de 1,8 metros por 2 metros, con puerta y ventana, y por cuatro drones colocados en la parte superior e inferior de la nave, que permiten el desplazamiento de esta. Según han explicado sus desarrolladores, gracias a un sistema de control avanzado, estos drones "se mueven de forma independiente, pero coordinada entre sí, lo que favorece la estabilidad, eficiencia, precisión y controlabilidad de la cabina y, por tanto, el confort en su interior".

"La principal novedad de la aeronave reside en que, por su arquitectura, permite que la cabina pueda mantener su orientación independientemente de la velocidad, una ventaja clara frente a los drones convencionales y las actuales aplicaciones tipo 'air taxi'", detallan sus desarrolladores. "Esta característica mejora la experiencia de vuelo, permitiendo una sensación similar a la de un automóvil o un autobús, desde el punto de vista dinámico", ha añadido.

El 'vehículo' final será un aerotaxi autónomo, que incorporará las tecnologías de posicionamiento y comunicación del resto de vehículos autopilotados y será "cien por cien integrable en la ciudad" y, de esta forma, tendrá capacidad para realizar aterrizajes y despegues precisos en espacios reducidos, "como una plaza de aparcamiento". Además, podrá soportar condiciones ambientales adversas, "como fuerte viento y lluvia, así como minimizar el flujo de aire molesto a la hora de despegar y aterrizar".

Reparto de paquetes

El aerotaxi autónomo podrá además ser utilizadas como "vehículos de transporte urbano de mercancías o para accesos rápidos en caso de emergencia". En la actualidad, Tecnalia negocia con distintos socios industriales para abordar el desarrollo e industrialización del producto final, al considerar que este tipo de aeronaves podrían estar en el mercado en un plazo de cinco años.

En paralelo, el centro tecnológico asegura estar trabajando con diferentes autoridades para abordar los cambios legislativos necesarios para que este tipo de vehículos presten servicio en las ciudades. En este sentido, indicaron que países como Alemania y Francia ya se están posicionando con proyectos piloto y en 2020, Los Ángeles, Dallas, Dubai, Singapur y Tokio realizarán los primeros vuelos experimentales en sus ciudades.

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.