Industria

Seat prevé acabar 2019 con 515.000 coches producidos

La planta de Martorell mejorará un 8,5% la producción y conseguirá el segundo mejor resultado de su historia

seat martorell

seat martorell

Toni Fuentes

30.09.2019 23:08h

2 min

Seat va camino de conseguir uno de sus mejores años en la fábrica de Martorell. La compañía prevé cerrar 2019 con una producción de unos 515.000 vehículos, lo que lo convertirá en el segundo mejor año de su historia, según han confirmado fuentes de la empresa.

Esos 515.000 coches suponen un aumento de 40.700 vehículos, un 8,5%, en relación con el dato de 2018, cuando la planta de Martorell fabricó un total de 474.300 unidades. La producción prevista para todo 2019 solo fue superada en 2000 por un escaso margen, según destacan fuentes de Seat

Años de estabilidad

La cifra de producción planificada, que prácticamente se da por definitiva, confirma las previsiones que dio el presidente de Seat, Luca de Meo, hace unos días en el Salón del Automóvil de Frankfurt, cuando auguró varios años de estabilidad en la producción por encima del umbral de las 500.000 unidades, que se acercan al 100% de la capacidad. 

La previsión de cierre de 2019 fue comunicada por la direccion de la compañía a los sindicatos en una reunión mantenida a final de septiembre para planificar el calendario de produccion. El sindicato UGT felicita a la plantilla por su profesionalidad y por haber conseguido superar la producción de 2018 "a pesar de la inestabilidad política y económica". 

Mejora de la paga de beneficios

Además, el sindicato recuerda a la plantilla que la mejora de la producción se verá reflejada en el resultado operativo, "con lo cual los beneficios serán mayores y por consiguiente el reparto del mismo entre todos los trabajadores (por tercer año consecutivo) será mayor que el de años anteriores". La plantilla de Seat percibió hace unos meses una paga de 1.068 euros, cercana al importe máximo previsto en el convenio colectivo, gracias a la mejora del resultado operativo, que ascendió a 254 millones en 2018.

Sin embargo, la mejora en la producción de la planta de Seat de Martorell podría haber sido todavía mejor si el mercado de Argelia no hubiera sufrido un cerrojazo por parte del Gobierno de ese país. La imposicion de un sistema de cupos a la importación de coches desmontados en kits que son montados en instalaciones en Argelia supuso un frenazo brusco a un mercado emergente, lo que provocó la desconvocatoria de turnos adicionales de fin de semana en Martorell y que se dejasen de producir unos 20.000 coches, según los sindicatos. La marca trabaja ahora con la esperanza de que se reabra el mercado argelino en 2020. 

Otro factor que restado producción a las previsiones ha sido el resultado comercial del modelo Audi A1, con unas 15.000 unidades menos de las planificadas que han llevado a suprimir un turno y dejar la linea con uno solo turno durante el verano y a recuperarlo el 23 de septiembre. 

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.