Industria

La planta de Seat de Martorell aumentará un 6,8% la producción en 2019

La fábrica prevé acabar el año con 506.515 vehículos producidos, 32.215 unidades más que en 2018

Fábrica de Seat de Martorell, premiada por su transformación

Fábrica de Seat de Martorell, premiada por su transformación

Toni Fuentes

01.11.2019 10:29h

2 min

La fábrica de Seat de Martorell cerrará 2019 con un volumen de producción por debajo de las expectativas por los efectos de algunas complicaciones ajenas a la marca. La planta acabará el ejercicio con una producción de 506.515 vehículos en Martorell, lo que supone un incremento del 6,8% en relación con 2018.

La cifra de cierre de 2019 supone que Seat habrá fabricado en Martorell 32.215 unidades más que en el año anterior, que acabó con 474.300 coches ensamblados. Los 506.515 vehículos fabricados convierten 2019 en el tercer mejor año en producción de la historia de Seat, por detrás del año 2000 (523.756 unidades) y 1999 (519.681 coches). 

Tres días de cierre en diciembre

La previsión de cierre del ejercicio comunicada por Seat al comité de empresa incluye el efecto de tres días de cierre (18, 19 y 20 de diciembre) con el fin de ajustar la cuenta de horas de flexibilidad de la plantilla mediante la fórmula de la jornada industrial a disposición de la empresa. 

La línea que acumula más volumen de unidades fabricadas es la de los modelos Ibiza y Arona, con 266.305 unidades, seguida por el León (157.375) y el Audi A1 (82.835), según han explicado fuentes sindicales.

Sin embargo, la mejora podría haber sido significativamente superior sin el impacto de complicaciones externas. La producción final ha estado por debajo de la planificación que se hizo al inicio del ejercicio en 54.485 unidades, según explica el sindicato UGT en una nota enviada a la plantilla. La última se vivió con el paro técnico preventivo con motivo de la huelga general independentista, que provocó que se dejaran de producir 3.500 vehículos. 

Pinchazo del Audi A1

Pero los efectos más importantes se deben, según UGT, al cierre del mercado de Argelia en la primavera pasada por la imposición de un sistema de cuotas a las marcas y por el pinchazo de las ventas del utilitario Audi A1, cuyas ventas se han quedado muy por debajo de las previsiones iniciales. Todos esos efectos han llevado a la firma a ir reduciendo sus expectativas de producción, que en septiembre estaban todavía en 515.000 vehículos.

La producción final está en línea con los niveles superiores a 500.000 unidades que habían anunciado en septiembre el presidente de Seat, Luca de Meo, para 2019 y los siguientes años. Con esas cifras, la planta de Martorell se acerca a los niveles máximos de utilización de la capacidad productiva de la fábrica del Baix Llobregat.

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.