Mercado

Las marcas de coches hicieron limpieza en el diciembre más loco

El nuevo objetivo de CO2 de 2020 provocó una caída de las ventas de eléctricos y que se dispararan las de vehículos más contaminantes

Nuevo Porsche Taycan eléctrico / PORSCHE

Nuevo Porsche Taycan eléctrico / PORSCHE

Pilar Aragón

03.01.2020 01:12h

2 min

Los fabricantes de automóviles han iniciado 2020 con algunos deberes hechos para afrontar las nuevas exigencias de reducción de emisiones. El mercado automovilístico, que sufre el impacto de la demonización del diésel y de las medidas contra la contaminación, vivió un mes de diciembre todavía más loco. Hasta el punto de que las ventas de coches eléctricos sufrieron un descalabro del 29%, aunque eso es una buena noticia para las marcas. En esta ocasión sí se puede aplicar aquello de cuanto peor, mejor.

En diciembre se vendieron 980 turismos eléctricos frente a los 1.381 del mismo mes de 2018. En todo el ejercicio, las matriculaciones de coches eléctricos ascendieron a 10.043 unidades, un 67,89% más gracias a los buenos datos del inicio de 2019, hasta que se inició una desaceleración en la segunda mitad del año. Esa evolución se produce en un mercado que en diciembre pasado subió un 6% que no evitó una caída del 4,8% en todo 2019.

Fracaso aparente de la electromovilidad

El aparente fracaso de la electromovilidad en diciembre y los meses anteriores a pesar de la mayor concienciación sobre las ventajas de los vehículos sin emisiones es, en realidad, una inversión de las marcas de cara a 2020. Algunos fabricantes dieron instrucciones a sus concesionarios de frenar las ventas de vehículos eléctricos a final de 2019 para concentrarlas al máximo en 2020, cuando las marcas necesitarán como agua de mayo contabilizar matriculaciones de turismos sin emisiones para alcanzar el objetivo de 95 gramos de CO2 por kilómetro recorrido. 

Algo similar ocurre con los híbridos enchufables, cuyas ventas bajaron un 2,40% al quedarse en 812 unidades. En cambio, en 12 meses subieron un 30,65%. 

La inminente entrada en vigor de la nueva exigencia de reducción de emisiones medias de los coches vendidos por las marcas se encuentra detrás, probablemente, de una evolución a contracorriente en diciembre de algunos vehículos especialmente contaminantes que interesaba más vender en 2019 que en 2020. Las ventas de monovolúmenes grandes subieron en diciembre un 26%, lo que contrasta con un descenso del 16,5% en 12 meses. 

Más eléctricos en 2020

Algo similar ocurrió con las matriculaciones de vehículos premium (+37,9%), SUV de gama alta (30,7%) y grandes (54%) y deportivos (88,5%).

A partir de este mese de enero, las marcas se bolcarán en la venta de vehículos de bajas emisiones y eléctricos con los que conseguir beneficiarse de los supercréditos para enjugar el exceso de emisiones de otros modelos. 

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.