Industria

El Brexit atascará el Canal de la Mancha durante meses

El Gobierno británico prevé importantes retrasos en el tráfico de mercancías del que dependen sectores como el automóvil

Brexit / PIXABAY

Brexit / PIXABAY

Pau Rodríguez

13.09.2019 11:24h

2 min

El informe secreto del Gobierno británico sobre los efectos de un Brexit sin acuerdo como el que contempla Boris Johnson confirma las peores pesadillas para sectores económicos estratégicos como la industria de automoción. El Ejecutivo prevé atascos importantes y persistentes en el Canal de la Mancha durante meses, lo que provocará graves retrasos en el tráfico de mercancías

El túnel del Canal de la Mancha se convertirá desde el primer día de un Brexit sin acuerdo con la Unión Europea en una ratonera para los miles de camiones que atraviesan cada día este punto fronterizo entre el Reino Unido y Francia. El flujo de mercancías por este nudo gordiano sufrirá un recorte del 40% al 60% en el primer día de la marcha de Gran Bretaña de la UE, que será el 31 de octubre. Los puertos a ambos lados del estrecho quedarán bloqueados por la imposición de nuevos controles de aranceles.

Planes de contingencia

El atasco del tráfico de mercancías del Canal de la Mancha se prolongará durante unos tres meses antes de que se note una mejora en la llegada y el envío de bienes, según explica el informe del Gobierno sobre el impacto de un Brexit sin acuerdo. Sin embargo, el paso fronterizo sufrirá incidencias durante "un periodo significativamente más largo". Los camiones pueden sufrir atascos de hasta dos días y medio antes de tener listo el papeleo y haber pagado los aranceles. 

El informe del Gobierno identifica como principales problemas por falta de suministro la llegada de medicamentos y de alimentos frescos, lo que puede provocar una subida de los precios. Además, los atascos de tráfico en las proximidades de los puntos fronterizos pueden provocar escasez en el suministro de carburantes en Londres y el sur de las islas que se puede extender por el pánico de los consumidores.

Con estas previsiones, los fabricantes de automóviles tiene un reto todavía más importante por delante. Las compañías han puesto en marcha sus planes de contingencia para prever las distorsiones en la logística en un sector que depende del suministro 'justi in time' de piezas para el ensamblaje de los vehículos. Las soluciones pasan por almacenar componentes para garantizar la producción durante un tiempo, la búsqueda de otras rutas de suministro o el parón de la producción durante los primeros días del Brexit.

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.