Tendencias

El fiscal pide mano dura contra los patinetes eléctricos

La fiscalía de seguridad vial envía instrucciones a las policías locales para hacer controles de alcohol y drogas e inmovilizar vehículos personales

Patinetes eléctricos en la calle en Madrid / CÉZARO DE LUCA / EUROPA PRESS

Patinetes eléctricos en la calle en Madrid / CÉZARO DE LUCA / EUROPA PRESS

Ángel González

21.06.2021 17:44h

3 min

Las policías locales y los fiscales de toda España han recibido una instrucción del fiscal coordinador en materia de seguridad vial para aplicar más mano dura a los conductores de patinetes eléctricos, bicicletas y otros vehículos de movilidad personal. El fiscal de seguridad vial, Bartolomé Vargas, considera inasumibles las elevadas cifras de siniestralidad de estos nuevos vehículos urbanos, por lo que ve necesario emprender controles de velocidad, alcohol y drogas y proceder a la inmovilización de patinetes en el caso de infracciones graves. 

El coordinador del Ministerio Fiscal advierte de que, a medida que se incrementa el uso de estos vehículos de movilidad personal en busca de ciudades más sostenibles, también crece "la perturbación del bienestar e inseguridad de los ciudadanos, al no observarse, en ocasiones de modo generalizado, las normas viales que les obligan como a todos los usuarios de las vías públicas urbanas, por lo que la siniestralidad que originan va en aumento". Además de poner en peligro vidas, esa indisciplina detectada "pone en serio peligro el modelo urbano hacia el que nuestro país y la UE avanzan paulatinamente", según el fiscal.

Delitos penales

La fiscalía ha advertido de que las normas de circulación tienen que cumplirse “por todos, sin excepción”, y así lo recuerda en un dictamen y un oficio enviados a las policías locales y a la red de fiscales encargados de los delitos contra la seguridad vial. Vargas les pide "el ejercicio con mayor rigor de las facultades de vigilancia policiales, controles de alcohol y drogas conocidos y visibles para la ciudadanía,  sanciones, inmovilización, retirada y depósito ante infracciones legales generadoras de situaciones de riesgo y su consideración cuando las infracciones viales generen resultados lesivos como posibles autores de los delitos de homicidio", con penas que van desde 1 año a 9 de prisión, y de lesiones imprudentes, que van de 3 meses a 6 años y 9 meses de prisión).

Otro aspecto para el que el fiscal de seguridad vial pide más control es el de la falta de homologación de numerosos de los vehículos personales comercializados. Por ello mandata que se lleven a cabo estrategias sancionatorias y preventivas para frenar lo que califica de "muy extendida vulneración de las normas reguladoras de la homologación en vehículos sometidos a ella frente a la que apenas hay respuesta". 

Seguro para patinetes

Bartolomé Vargas también ha puesto el dedo en la llaga de otra asignatura pendiente, la del seguro para los usuarios de patinetes eléctricos y vehículos similares. La normativa estatal deja esa potestad en manos de ayuntamientos. El fiscal ha considerado un peligro "circular sin seguro, careciendo de solvencia patrimonial suficiente por parte de ciclistas y conductores de los VMP". Como alterantiva, la fiscalía contactará con la Dirección General de Seguros y el Consorcio de Compensación de Seguros para "encontrar fórmulas de cobertura en relación a los accidentes provocados por estos vehículos y, en su caso, proponer las oportunas reformas legales".

Por último, el fiscal se seguridad vial intenta facilitar a las policías locales la clasificación de los vehículos de movilidad personal que deben cumplir estas normas al encajar en el concepto de ciclomotor o vehículo a motor con los que se pueden cometer los delitos contra la seguridad vial por conducir bajo la influencia del alcohol o drogas, o de forma temeraria o sin permiso.

Hoy destacamos