Tendencias

Madrid quiere restringir el tráfico con nocturnidad

La medida de Manuela Carmena de limitar el acceso al centro cuando haya contaminación elevada es valiente pero necesaria

Foto de la Puerta del Sol de la ciudad de Madrid

Foto de la Puerta del Sol de la ciudad de Madrid

Redacción Coche Global

02.11.2016 08:00h

2 min

El 'community manager' que gestiona la cuenta de Twitter del Ayuntamiento de Madrid tuvo ayer un día duro en la oficina. El 'timeline' de @MADRID era un bucle constante en el que los ciudadanos pedían información sobre las restricciones de tráfico añadidas a las de aparcamiento para saber si podrán utilizar su vehículo privado y el ayuntamiento respondía incluso con humor que estaban esperando la decisión.

wpid-20161102_000036.jpg

"Me voy a dormir pero no sé a qué hora tengo que poner el despertador", lamentaba uno de los conductores potencialmente afectados. El sufrido empleado municipal reiteraba que, a última hora de la noche del martes, todavía no se sabía si se pasaba del escenario 2 por contaminación al 3 por un repunte del dióxido de nitrógeno. La hora límite para decidirlo eran las 0.40 horas del miércoles. La decisión de no limitar la circulación llegó a las 23.29 horas del martes. "Los medidores traen buenas noticias: el NO2 ha bajado. Se desactiva el #protocolocontaminación. Este miércoles no habrá restricciones".

A esa hora, los insomnes que aguantaban despiertos a la espera de la decisión ya podían ir a la cama. El resultado es que Madrid ha tenido los atascos habituales en los accesos y en el centro, como muestra la imagen de la cámara web de este artículo.

Más antelación en Pekín y otras ciudades

Esta noche en vilo de los propietarios de coches afectados por las restricciones del 50% en la zona centro delimitada por la M30, los que tienen turismos con matrícula impar, demuestra que los protocolos municipales tienen graves problemas. La medida de Manuela Carmena de limitar el acceso al centro cuando haya contaminación elevada es valiente pero necesaria y sigue los pasos de otras grandes ciudades que sufren la polución. Pero en otras ciudades como Pekín, los automovilistas conocen con suficiente antelación si pueden circular o no mediante información publicada en la prensa y otros medios.

La nocturnidad con la que se deciden las restricciones de tráfico en Madrid puede ser un punto débil porque habrá muchos conductores sin información e incluso las multas pueden flaquear por falta de un sistema sólido de información previa y con la suficiente antelación. A pesar de que el argumento del ayuntamiento es que los niveles de contaminación suben por la noche. Lucha contra la contaminación, por supuesto, pero con garantías para los afectados.

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.