Mercado Josep Autet Josep Autet

Página web de Auto Hebdo Sport, que dejará de salir en papel

Página web de Auto Hebdo Sport, que dejará de salir en papel

Yo también leo Auto Hebdo Sport

Según parece 'Auto Sport' no es una revista rentable y el nuevo propietario, Prensa Ibérica, la elimina sin más

Josep Autet

14.12.2019 16:36h

4 min

Empezó en primavera de 1982 creando una gran expectación, eran tiempos de gran efervescencia en el mundo de los rallyes de nuestro país y de la competición del motor en general. 'Autopista' y 'Velocidad' habían cumplido con creces un papel informativo fundamental, por no decir 'Fórmula', '4 Tiempos', 'Motor Auto', 'Automóvil' y otras publicaciones, pero que saliera una revista a nivel nacional dedicada casi por completo al deporte era toda una bendición.

Había reportajes amplísimos de los rallyes y aquel mismo año Manolo Gómez-Blanco nos cedió, vía Antonio Zanini, un espacio en cada número para hablar del Campeonato Zanini-Racing, aunque lo más importante es que la revista se fue labrando un camino sólido con un producto informativo imprescindible. Sufrió una escisión y cambios de todo tipo en estos años, pero 'Auto Hebdo Sport' se ha ido transformando en un semanal de referencia.

El último número de este año 2019 será también el último de su trayectoria editorial dentro de Ediciones Motor Zeta. Hace un par de días que lo sabemos, es así. Según parece no es una cabecera rentable y el nuevo propietario, Prensa Ibérica, la elimina sin más. A partir de 2020, 'Auto Hebdo Sport' pasará a ser una publicación histórica de 38 años, un montón de papel de consulta y unos anuarios imprescindibles, pero sin ningún futuro por delante.

El cierre de 'Auto Sport', golpe al deporte

No es ni el momento de quejarse ni hay nada que hacer ante una decisión empresarial tomada por gente que mira únicamente los números, importa un bledo los sentimientos y la trayectoria que muchos aficionados hemos realizado de modo paralelo a esta revista, sencillamente ¿qué importa el deporte del automóvil? No se gana dinero por mucho que se facture más de medio millón de euros en publicidad al año y ya que es verdad que no se gana, o más bien se pierde un poco, pues se cierra. No se considera que pueda encontrarse una solución para salvarla.

No obstante, hay tres reflexiones que hago al respecto. La primera es que este es un golpe importante para nuestro deporte, como también lo es –y no lo podemos olvidar– para los profesionales que forman parte de la plantilla de la revista. Más gente en el paro y buscándose la vida en las migajas que quedan o compitiendo entre todos para ocupar alguna posición en el mundo de la comunicación. Porque, incluso los que no lo vean así ¿quién o donde se publicarán extensos reportajes de rallyes, montaña o competiciones autonómicas?

La segunda tiene que ver con la fortaleza de nuestro deporte, que año tras año va adelgazándose de un modo alarmante. Si ya cuesta que la gente vaya a los circuitos por mucho que sean gratis y que los rallyes ya no son ni por asomo la fiesta de antaño, ¿sin difusión lograremos mantener el escaso interés que ofrecemos? El deporte del automóvil no vende y el principal (no el único) valedor del deporte regional desaparece de un plumazo, ¿entramos en una especie de clandestinidad? Estas entidades recaudadoras de recursos que se llaman federaciones ¿tienen consciencia de ello? ¿no debería llegar el momento de que hicieran de la comunicación del deporte uno de los quehaceres primordiales a los que dirigir parte de las cuantiosas cantidades que organizadores y pilotos les pagan?

Desaparición de publicaciones en papel

La tercera es más de alcance global y tiene que ver con la tan hablada desaparición de la información en papel, algo que es de mucho mayor calado que la propia muerte de 'Auto Hebdo Sport'. A muchos nos duele lo que pasa con esta revista, pero señoras y señores, la afición con ganas de saber y estar informada, tal como la conocimos los que vimos nacer a 'Auto Sport' va desapareciendo, lenta pero imparablemente. Ahora todo está de cualquier modo y manera en internet, todos jugamos a ello no lo podemos negar, pero dado lo efímeras que son las redes éstas están creando un agujero letal que sufriremos en un plazo relativamente corto, cuando hayan desaparecido las revistas y los buenos especialistas. Al igual que las excelentes fotos tomadas desde nuestro 'smartphone' están condenadas a la desaparición cuando la memoria del aparato esté llena o cambiemos de terminal, todo lo que va a internet tiene muchos números de desaparecer en el éter efímero.

En fin, suerte a todos, nuestro deporte del automóvil, por mucho que se intente maquillar con algún que otro éxito, no pasa ni por el mejor momento ni le espera el mejor futuro. Y la prensa es una buena muestra de ello. Ojala deba rectificar, deseo que así sea y lo haría con gusto. Ánimo Enrique, Diego, Juanmas, Rafa, Claudio, Ignacio, Jorge y tantos otros… Yo también leo 'Auto Hebdo Sport'.

--

Artículo publicado en la web de JAS

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.