Portada

Desmontando la falsa conducción autónoma

Tesla Autopilot prueba choque

Tesla Autopilot prueba choque

Redacción

20.06.2018 07:30h

2 min
Los avances en los sistemas de conducción autónoma y la publicidad por parte de algunos fabricantes pueden causar una falsa sensación de seguridad que no se corresponde al 100% con la realidad. Esa es la advertencia de una entidad británica que se proclama como independiente y que ha probado algunos coches autónomos con resultados preocupantes plasmados en vídeos. Las tecnologías de conducción asistida actuales "no son sistemas de conducción autónoma, todavía están en su infancia y no son tan robustos ni eficientes como declaran". Así de contundente se expresa Thatcham Research, una entidad de investigación en seguridad vial y que ha gestionado durante 50 años pruebas de las aseguradoras del Reino Unido.
  • Más claridad en los nombres de los sistemas de asistencia a la conducción

La entidad y las aseguradoras han hecho un llamamiento urgente a los fabricantes de vehículos y los gobiernos para conseguir que haya "más claridad" alrededor de las capacidades de los vehículos vendidos con tecnología supuestamente de conducción autónoma y ante el aumento de accidentes de conductores que confiaban en "unos sistemas que no están diseñados todavía para conducir el coche de forma independiente".
El problema se agrava por el márketing que aplican las marcas a los nuevos sistemas que incluyen denominaciones que inducen a pensar a los conductores que pueden soltar el volante con tranquilidad. Ahí se incluye, para empezar, el Autopilot de Tesla o el Propilot de Nissan y el Traffic Jam Pilot de Audi.
  • Choque de un Tesla Model S en una prueba del Autopilot

Aunque la investigación no se centra en una marca en concreto, en el vídeo difundido por Thatcham Research sí se aprecia un Tesla Model S conducido con el sitema Autopilot y que choca sin ni siquiera intentar frenar con un obstáculo que simula un coche detenido en una recta amplia y con perfecta visibilidad. "Si usted confía en los sistema de conducción autónoma, le puede pasar esto", dice el investigador de la entidad unos segundos antes de que el vehículo se lleve por delante el obstáculo que no han detectado los múltiples sensores. Esta prueba se ha hecho pública después de varios accidentes sufridas por modelos de Tesla y de Uber que han acabado con víctimas mortales. La entidad ha anunciado que en el próximo otoño publicará los resultados de las pruebas llevadas a cabo con los modelos de seis marcas equipados con sistemas de conducción autónoma o que inducen a pensar al conductor que es posible despreocuparse del volante. De momento, la entidad y las aseguradoras británicas recomiendan estar siempre atentos a la carretera y preparados para recuperar el control del vehículo cuando sea necesario. No en vano, las aseguradoras y la Administración se han convertido según muchos expertos en los principales frenos al desarrollo de la conducción autónoma por la exigencia de mayores garantías.

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.