Portada

Esta es la carta de Luca de Meo con la que intenta tranquilizar a la plantilla de Seat

Seat superará los problemas de abastecimiento de motores por la entrada en vigor del nuevo test WLTP gracias a la flexibilidad interna

Luca de Meo presidente Seat

Luca de Meo presidente Seat

Toni Fuentes

05.09.2018 11:09h

5 min

El presidente de Seat, Luca de Meo, se ha dirigido con una carta a los 14.000 empleados de la compañía para dar un mensaje de tranquilidad. En la carta de Luca de Meo se afirma que Seat superará los problemas de abastecimiento de motores por la entrada en vigor del nuevo test WLTP gracias a la flexibilidad interna y sin tener que recurrir a otras medidas como un ERE temporal. En la carta, Luca de Meo advierte a la plantilla de que los problemas causados por la entrada en vigor de las homologaciones WLTP pueden prolongarse en el futuro con nuevos episodios en los que Seat tenga que replantearse los planes de producción. De momento, Seat recortará la producción prevista en más de 10.000 coches y cajas de cambio. A continuación reproducimos de forma textual la carta enviada por Luca de Meo a los empleados en relación con los efectos del WLTP en Seat. "Estimados colaboradores: El año en curso se está desarrollando de manera extraordinaria para SEAT, tanto en ventas como en resultados financieros. Buena muestra de ello es que, entre enero y julio de este año, SEAT comercializó 342.700 vehículos, lo que representa un crecimiento del 20,1% sobre el mismo periodo de 2017 (285.400). También, en el primer semestre de 2018, obtuvimos el mayor beneficio operativo en la historia de la compañía con una cifra récord de 212 millones de euros. Un magnífico logro por el que os quiero felicitar a todos y cada uno de vosotros. Sin duda, vuestro esfuerzo, compromiso y flexibilidad han sido determinantes para alcanzar estos resultados. Unos resultados que nos sitúan, por otra parte, en una posición de fortaleza ante los retos que se presentan en la segunda mitad del año, especialmente en lo relativo a la nueva normativa de homologación, la denominada WLTP, que entró en vigor el 1 de septiembre. Como recordaréis, se trata de un nuevo modo de medir la eficiencia, consumos y emisiones de los coches, que aporta mayor precisión y relevancia, ya que se fundamenta en ciclos de conducción más realistas y en análisis y configuraciones del automóvil más estrictas.

"La homologación basada en la WLTP requiere un esfuerzo significativamente más alto para cada tipo de motor-transmisión que anteriormente"

Este nuevo sistema, que afecta a toda la industria automovilística, es un desafío dado que la homologación basada en la WLTP requiere un esfuerzo significativamente más alto para cada tipo de motor-transmisión que anteriormente. Debido, precisamente, a que los motores deben cumplir esta nueva homologación, el Grupo Volkswagen está sufriendo retrasos en el suministro de los propulsores a todas las marcas del Consorcio, incluida SEAT. En el Grupo Volkswagen se deben homologar más de 260 variantes de motor-transmisión en un breve período de tiempo, lo que está provocando la falta de disponibilidad de determinados motores. A esto se suma el cambio de tendencia en la demanda de vehículos diésel por parte de los clientes, un hecho que también está afectando a toda la industria del automóvil. Hace meses que el Management de la compañía comenzó a trabajar en la implementación de la WLTP con el fin de establecer una adecuada planificación, algo que se logró antes de vacaciones gracias a la buena relación y al trabajo conjunto con la Representación Social. Sin embargo, la situación actual no depende completamente de nosotros –dado que estamos sujetos a la disponibilidad y a los criterios de reparto de motores dentro del Grupo Volkswagen–, lo que nos obliga a revisar frecuentemente las planificaciones que se establecieron, teniendo una repercusión inmediata sobre la producción en las fábricas de Martorell, Barcelona y Componentes.

"Gracias al Convenio Colectivo, se aplicarán medidas de flexibilidad que minimizarán la repercusión en el día a día de la fábrica"

Así, entre septiembre y diciembre, las restricciones provocarán la pérdida de más de 10.000 coches y otras tantas cajas de cambio, con un mayor impacto en los modelos Ibiza y Arona y, en menor medida, en el León. Es probable que hayáis visto en los medios de comunicación noticias referidas a este asunto, si bien las medidas a adoptar se acabarán de confirmar mañana, en el Comité Intercentros, con el que estamos trabajando mano a mano. Os informaremos de ello. En cualquier caso, y gracias al Convenio Colectivo de SEAT, hablamos de la aplicación de medidas de flexibilidad que minimizarán la repercusión en el día a día de la fábrica. La gestión de los últimos años y la estrecha colaboración con los sindicatos mayoritarios nos ha permitido establecer un marco laboral estable y flexible que refuerza nuestro compromiso con el empleo. Quiero, como siempre, ser honesto con vosotros. Esta nueva normativa va a seguir evolucionando y podemos volver a encontrarnos en una situación en la que deban replantearse de nuevo las planificaciones. Os pido que tengáis confianza en la Dirección de la empresa. En los últimos tres años, hemos logrado batir récords, tanto en resultados comerciales como financieros, hasta situar a SEAT en uno de los mejores momentos de su historia. Esto ha sido posible gracias a vuestro tesón y compromiso con esta compañía. Una compañía que ha demostrado que se preocupa por sus empleados y su bienestar. Y, pese a este cambio en la planificación, os puedo avanzar que nos dirigimos a cerrar un año récord, algo que es el fruto merecido de vuestro trabajo y que verá recompensado toda la plantilla de SEAT. Un cordial saludo. Luca de Meo Presidente de SEAT".

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.