Mercado

La agonía de la vieja familia del Seat León

blogger-image-896838893

blogger-image-896838893

Redacción

17.07.2012 08:19h

2 min

Por fin. Después de alargar la vida útil del modelo León actual durante siete años, Seat ha destapado por fin la nueva generación de su segundo coche más vendido. La espera para ver el diseño de la tercera generación ha valido la pena.

El viejo modelo diseñado por Walter da Silva a principios de la década pasada y lanzado al mercado en 2005 se estaba agotando en el momento más inoportuno para la filial española de Volkswagen. Según los últimos datos del consorcio alemán, la marca española vuelve a distanciarse peligrosamente del resto de enseñas al registrar una caída del 12% de las ventas en el primer semestre que contrasta con una mejora sustancial de sus colegas.

El nuevo León y el Ibiza (abajo).
¿Dos gotas de agua? FOTOS: Seat
El diseño de Da Silva era ya un zombi tras la muerte súbita del Toledo debido a su abultado y extraño culo y a la agonía del Altea. El León actual aguantaba con dignidad, con casi 80.000 unidades vendidas en el 2011, porque es el modelo más conseguido de la extraña familia que dejó en herencia a Seat el diseñador italiano, que poco después de que el Toledo se estrellara con el mercado fue ascendido a jefe de diseño de todo el grupo Volkswagen.

El León es un ejemplo de qué pasa cuando se yerra en el diseño y se alarga demasiado la vida útil de un modelo. Este año Seat ha vendido 8.741 unidades del León en España de enero a junio frente a 11.216 de su primo y rival el Volkswagen Golf, un modelo que data de 2008 y que está a punto de ser actualizado.

Las siete diferencias del León y el Ibiza

Con las primeras fotos del nuevo León, la pregunta que me hago es si esta vez han acertado los diseñadores Dunckerwolke y Mesonero. En este caso, Seat ha huido de los experimentos y se ha ceñido al guión de Volkswagen para crear el hermano mayor del Ibiza, al igual que el Golf lo es del Polo. Viendo las fotos del León y el Ibiza, es inevitable jugar a buscar las siete diferencias, si es que las hay. ¿Demasiada similitud? El mercado lo dirá. La suerte de Seat y para su fábrica de Martorell está hechada.

Más información y comentarios sobre economía en economiaparticular.blogspot.com

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.