Industria

Los fabricantes vuelven a España: 'Spain is cheaper'

Firma_1

Firma_1

Redacción

20.11.2012 09:57h

3 min
Los trabajadores de las fábricas de coches de Europa miran a sus colegas españoles con envidia y recelo. Renault se acaba de sumar a la lista de marcas que han anunciado inversiones millonarias que han permitido salvar o crear más de 5.200 puestos de trabajo en plena crisis.

Miran con envidia a España porque los recortes en las plantas de producción están afectando de lleno a países hasta ahora a salvo de las reestructuraciones como Francia y Alemania por ser la sede de los productores de capital europeo, así como a otros que en teoría estarían en la misma posición de debilidad que España como Bélgica.

Pero también miran con recelo a sus colegas españoles porque ven la devaluación que han aceptado como un espejo de lo que les espera en unos meses: una rebaja de sus condiciones laborales si quieren mantener sus puestos y aspirar a crecer. Las diferencias de costes salariales entre los operarios del automóvil de España respecto a los de Alemania y Francia oscilan entre el 40% y el 30% después de unas rebajas que nos han convertido en un país low cost entre los ricos, según destacó el analista de Europraxis José Antonio Bueno al diario Le Monde

El último caso de Renault es de manual de negociación, concretamente el de José Vicente de los Mozos, el presidente director general de Renault España y máximo responsable mundial de las fábricas de la marca francesa. De los Mozos no ha defraudado y ha puesto en marcha el mismo sistema de negociación aplicado en Barcelona cuando era el consejero director general de Nissan Motor Ibérica. Reestructuró la fábrica, redujo los costes y la volvió a poner en el mapa de la competitividad de la marca japonesa. Ahora quiere hacer lo mismo con las plantas de ensamblaje, motores y cajas de cambio de Renault en Valladolid, Palencia y Sevilla. El precio del compromiso de crear 1.300 empleos y saturar las fábricas será un abaratamiento de las condiciones laborales y una mayor flexibilidad. 

Claves laborales en Renault

Entre las claves se encuentran la creación de una nueva categoría de acceso a la plantilla con un sueldo un 27,5% más bajo que el actual por un periodo de 18 meses para las 1.300 nuevas contrataciones, la renegociación de un contrato de relevo para sustituir a unos 800 veteranos por jóvenes más baratos, así como reducir un 10% el plus del turno fijo de noche voluntario, dos días más de flexibilidad o competitividad por cada año de convenio y condicionar la mitad de la subida del IPC a la consecución de objetivos. 

A cambio, Renault se compromete a lenar la factoría de Palencia con tres turnos de producción con la adjudicación de un nuevo modelo compartido con Nissan, la fabricación de 1,4 millones de motores en Valladolid y de 1,4 millones de cajas de cambio en Sevilla a partir del 2014.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, pondrá personalmente el sello al acuerdo entre De los Mozos y el comité de Renault, que sigue los pasos del Audi Q3 en Seat (1.500 empleos entre los nuevos y los salvados), una furgoneta eléctrica y un camión nuevos de Nissan en Barcelona y Ávila (unos 800 empleos a salvo), nuevos modelos de Iveco (1.300 empleos nuevos), el inicio de ensamblaje del Citroën Elysee en Vigo (unas 300 incorporaciones) y el traslado de producción de Ford de Bélgica a Valencia (centenares de puestos asegurados).

Hoy destacamos

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.